Home
Historia
Standard
Machos
Hembras
Cachorros
Exposiciones
Fotos
Artículos
Enlaces
Contacto
Esquema empirico de bruce lowe
Las explicaciones del éxito del esquema empírico de Bruce Löwe, que produjo excelentes resultados en la cría y obtención de caballos de carrera a fines del siglo XIX, son las siguientes:


1- El éxito del caballo triunfador se debe en realidad, a la elección de la madre del potrillo y de su abuela paterna, por intermedio de sus respectivos, abuelo materno y de su bisabuelo paterno.
2- Pues la mitad cromosómica del bisabuelo paterno, pasa a su hija, inclusive con todo el cromosoma X de su padre y la mitad cromosómica del abuelo materno, inclusive todo su cromosoma X pasa a su hija. En realidad al evaluar la calidad de los padrillos abuelo materno y bisabuelo paterno por vía materna, evalúa a ambas yeguas.
Le hubiese sido más sencillo evaluar a ambas yeguas, que seguramente deben haber hecho un papel interesante en las pistas.
Lo que sucede es que los criadores de caballos de carrera y muchas veces toda clase de criadores se olvidan del plantel de yeguas. Piensan que con echar un buen padrillo todo esta solucionado. Si además utiliza efectuando una consanguinidad generacional 3 y 4, es decir que en el Pedigrí, el bisabuelo paterno y el abuelo materno sea el mismo padrillo, siendo sus hijas, ambas medias hermanas, producimos según la Tabla de cierto empirismo de Felch, que el potrillo obtenido tiene el 37,50% (25% + 12,5%) de sangre del padrillo sobresaliente seleccionado. Aclaramos, que según esta tabla con cierta aproximación ya que no habla de genes, que un hijo hereda un 50% de la sangre de cada padre y un 25% de cada abuelo y así sucesivamente.
Es la consanguinidad más exitosa que se ha obtenido en los caballos de carrera, ya que si se hace más estrecha aparecen los efectos negativos de la depresión consanguínea, con la consiguiente pérdida de vigor.
Mientras que con la consanguinidad 3-4 hay un refrescamiento de sangre al cruzar el mismo macho con hembras distintas, pero con el resultante que las medias hermanas producto del mismo, tienen la probabilidad de aportar un gran bagaje genético del padrillo seleccionado por medio de la madre del potrillo resultante y de su abuela paterna.
4- La importancia de las hembras en la cría se debe a los siguientes factores:
a) Sólo las hembras heredan el cromosoma X del macho sobresaliente. El hijo solamente el Y, que prácticamente es portador de pocos genes. De manera que a los hijos machos se le pierde todo un cromosoma!! Es por ello que las líneas paternas se pierden todas empeorando en cada generación.
Tenemos el caso de nuestro gran padrillo Congreve, que sigue en su gran hijo Embrujo, pero muere inexorablemente en su último descendiente y representante generacional Urano. En cambio produce su hija Bellotte, con Sind al famoso Académico, ganador dos veces del Gr. Pr. C. Pellegrini, vencedor incluso del Gran Penny Post, en el mismo. Esta línea materna todavía está en vigencia.
b) Además la heredabilidad de los factores cuantitativos o producto de acción poligénica presentan generalmente mayor heredabilidad en las hembras, que en los machos.
c) Debido a la impronta que imprime la madre en sus cachorros, los factores de comportamiento, deben ser fundamentalmente evaluados en la madre.
Por algo los grandes criadores, cuando van a una cabaña, haras o kennel, les interesa prioritariamente evaluar las hembras en el mismo. Los ingleses dicen acertadamente que la mejor hembra en su criadero es mejor que la mejor hembra que puede adquirir fuera del mismo. Nadie vende sus mejores hembras. En cambio un buen macho para la cría siempre se puede adquirir ya sea por un hijo, servicio o semen.
Incluso los grandes criadores siempre buscan en los pedigríes de un criadero exitoso, la hembra fundadora y la continuidad femenina en sus pedigríes.
Por algo lo árabes hicieron su famosa raza de caballos con las siete líneas maternas, que aún persisten!!.
Sintetizando con respecto al esquema de Löwe podemos afirmar que los buenos padrillos pasan lógicamente sus buenas cualidades por medio de sus hijas, puesto que sus hijos tienen menos posibilidad de heredar todo el bagaje genético del padre, mientras sus nietos por medio de sus hijas, tienen mayor posibilidad.

El factor Rasmussen (RF)
En 1997 Leon Rasmussen publicó el libro Inbreeding en familias superiores por diferentes individuos. Esta teoría sostiene la importancia de las yeguas en la cría y recomienda el inbreeding de aquellas que han demostrado especial don para transmitir sus cualidades a su descendencia. Se ha constatado que aquellos caballos que poseen el ‘RF’ destacan tanto por sus resultados en los hipódromos como en la reproducción.

Nicks
Destaca el éxito que tiene el cruce de determinados individuos o corrientes sanguíneas en distintos países y bajo circunstancias diferentes. Algunos de los nicks más conocidos son ‘Blushing Groom’/‘Nijinsky’, ‘Nureyev’/‘Roberto’, ‘Northen Dancer’/‘Mr. Prospector’.

Familias maternas
A finales del siglo XIX el australiano Bruce Lowe desarrolló un sistema de clasificación y numeración basándose en el origen maternal de los caballos ganadores de las clásicas inglesas. Diversos estudios han mostrado la afinidad entre distintas familias maternas así como el éxito que se obtiene con la repetición en las primeras generaciones de individuos de una misma familia raíz.
Dosage
El origen de esta teoría procede de los estudios del francés Vuillier. Años después Steven Roman creó el sistema del dosage como lo conocemos hoy: un sistema de evaluación del pedigrí de un PSI que trata de cuantificar las potenciales aptitudes de un ejemplar para las carreras se basa en la aparición de determinados sementales en las primeras cuatro generaciones. A cada jefe de raza se le clasifica en la categoría Brillante, Intermedia, Clásica, Sólido y Profesional.
X factor
Marianna Haun publicó en 1997 su libro en el que hacía alusión a la importancia del corazón en los Pura Sangre Inglés y a que esta característica genética está relacionada con el cromosoma X, transmitido por las yeguas y aquellos hijos de éstas que poseían un corazón de mayor tamaño a lo habitual.

Genética aplicada al PSI
En el Pura Sangre Inglés la genética es muy aproximativa; se busca una raza ultra seleccionada en la que los defectos sean eliminados con el paso de las generaciones sucesivas bajo el test de las carreras. Estas consideraciones respecto a la genética en los caballos de carreras esta fundamentada en dos pilares: la elección del material base (las yeguas y posibles sementales para la reproducción de calidad) y el cruce, que requiere seleccionar al semental adecuado para cada yegua.